jueves, 24 de marzo de 2016

CUENCA ENCANTA

 Los primeros vestigios humanos en la provincia de Cuenca  se remontan al Paleolítico Superior entorno al 90.000 a. C. En la conquista de los musulmanes se construye la fortaleza Qunka,  aprovechando su situación estratégica  como emplazamiento defensivo de la Serranía. Esto y mucho más se puede encontrar buscando en su historia.
Imagen tomada de Internet.
Lo mismo en la ciudad, como en su Serranía. ¡Cuenca encanta!

 Hablo de una ciudad de época medieval de un atractivo especial para todo el que la visita, por mucho que se quiera contar de ella lo mejor de cuenca nunca se podrá describir con palabras, porque Cuenca hay que descubrirla por uno mismo, hay que pasearla y admirarla en toda su extensión. Es una ciudad de continuos contrastes, desde  pasear por sus callejuelas y rincones donde encontraremos un gran patrimonio religioso que nos llevara continuamente a lo misterioso de su pasado, o al mismo tiempo poder admirar la naturaleza de un entorno inigualable como si se tratase de una autentica postal.

 Por algo fue nombrada Patrimonio Mundial por la UNESCO en el año 1996.

 Su casco antiguo se encuentra en una orografía montañosa abrazada por dos ríos el Jucar y su afluente el Huecar. El barrio de San Martin esta situado en la Hoz del Huecar, unido por el puente colgante de San Pablo con el Parador de Turismo, antiguo convento llamado también de San Pablo, desde el cual tendremos una espectacular panorámica de las casas colgadas que se muestran airosas de mantener su gran porte sobre el margen rocoso de la misma Hoz sin vértigo de asomarse al precipicio sobre el que fueron construidas hace cientos de años. Las dos casas más antiguas datan del siglo XIV, en  su interior se encuentran, el Museo de Arte Abstracto y el famoso restaurante que lleva su nombre, El Mesón Casas Colgadas, donde podemos degustar la comida tradicional de la zona y a la vez disfrutar de las maravillosas vistas que nos ofrece la Hoz de Huecar. 

 Un paseo bordeando el parque del Huecar para poder apreciar los restos de la antigua muralla, ésta, junto con sus casas construidas en la zona rocosa de las hoces, hacían de la ciudad una fortaleza inaccesible. En aquellos tiempos tenia seis puertas y tres portillos que la comunicaban con el exterior, en la noche eran cerradas a cal y canto para protegerse de posibles ataques. 


 En la noche, el mirador de La Torre Mangana en la zona del casco antiguo  nos hará disfrutar de una de las vistas más impresionantes de la ciudad de Cuenca, que dejándose llevar por la panorámica  iluminada y su magia nos ofrece una imagen pintoresca llena de encanto y brujería.

Algo de lo que Cuenca se siente orgullosa es de ser conocida como una ciudad muy religiosa, por lo tanto nos encontramos con cantidad de  iglesias y conventos cargados de historia. Hoy en día convertidos muchos de ellos en magníficos hoteles.  
También puede  presumir de su Semana Santa declarada de Interés Turístico Internacional, sus numerosas procesiones son todas dignas de ver. Junto con el festival de la Semana de Música Religiosa se convierte en un gran atractivo para el turismo religioso.


 En la madrugada del Viernes Santo podemos ver una de las procesiones más emblemáticas de la Semana Santa conquense llamada de Las Turbas que sale de la Iglesia del Salvador. A esta procesión acuden miles de nazarenos de las distintas hermandades para acompañar con un gran estruendo de tambores y clarines desafinados, escenificando las burlas que sufrió Jesús camino del Calvario.

Otra procesión que llama la atención es la del Santo Entierro en la noche del Viernes Santo, destacando en todo su recorrido por su silencio. Sale de la Catedral cruzando la Plaza Mayor y baja serpenteando por calles todas ellas inclinadas, que vista desde la parte baja de la ciudad, le da en la noche una imagen típica del Medievo de un atractivo inigualable.

Lo mismo durante el día como en la noche Cuenca es mágica y misteriosa.

¡Además si puedes, quédate unos días! Saldrás impresionado de esta ciudad y repleto de sensaciones vividas.

Rafaela.



24 comentarios:

  1. Es una ciudad peculiar y hermosa que en esta época se transforma de manera unica.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. El conocimiento de esta hermosa ciudad se complementa con la visita a la Ciudad encantada y al nacimiento del río Cuervo, dos lugares también preciosos.

    ResponderEliminar
  3. Oi, Rafaela!
    Pela sua descrição, Cuenca merece ter sido reconhecida como Patrimônio Mundial pela UNESCO. Pela sua narrativa ela se parece com a nossa Ouro Preto-MG. Até as celebrações da Semana Santa se parecem!
    Beijos e Feliz Páscoa!

    ResponderEliminar
  4. Me encantaría conocerla, gracias por tus cercanas explicaciones.

    ResponderEliminar
  5. Interesantes apuntes para visitar la espectacular y siempre encantadora Cuenca.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Me encantaría poder conocer Cuenca ya que siempre me ha llamado la atención pero lo veo muy dificil.....quizá algún día este deseo lo pueda cumplir.Besicos

    ResponderEliminar
  7. Una ciudad sin duda a visitar y más en Semana Santa tal como nos la indicas.
    Que tengas una buena Pascua.

    ResponderEliminar
  8. Es una de mis asignaturas pendientes.
    A ver si la apruebo pronto.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Desde luego que es una ciudad valiosa. La conozco y raro es que no haya hecho una entrada sobre ella. Tiene razón las vistas desde el puente de San Pablo son espectaculares y qué viento sopla. Ah, y para los golosos, que no se olviden de tomar un poquito de alajú y regarlo con un sorbo de resolí.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Hola Rafaela, mira que siendo de Cuenca y aun no la conozco, pero tengo muchas ganas de hacerlo y ojala pueda cumplir pronto ese deseo, sabia que es muy bonita y con una historia inmensa, pero ahora con todo lo que tu nos aportas entran mas ganas de ir a conocerla, gracias por compartirlo y dar a conocer mas aun esta hermosa ciudad.

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Rafaela, me gusta este sencillo homenaje que le has dedicado a Cuenca.Realmente es una ciudad mágica y entrañable. Recuerdo haberla visitado hace años y me impresiono por sus paisajes y su Ciudad Encantada.
    Mi abrazo y mi cariño por este bello post, amiga.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  12. Es uno de los lugares de este país que me falta por visitar además de Extremadura.
    Puede que sea el próximo viajecito que hagamos con los peques.
    Un beso, compi, cuando vaya me llevaré tu texto, si?

    ¿No vendrás a Castellón para mayo? ¡A que sí!

    ResponderEliminar
  13. Me encanta cuenca, es mágica y tiene un aire que no tienen otras tierras. Será que me enamoré de la mancha jejeje. Un besazo.

    ResponderEliminar
  14. Pues tendré que ir y pronto ;)
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  15. Hola Rafaela, tengo la suerte de haber visitado Cuenca en dos ocasiones y en cada una de ellas descubrí rincones sorprendentes. Por lo que nos explicas la Semana Santa debe de ser una maravilla.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. No he estado en Cuenca, estuvimos a punto de ir el año pasado y al final no pudimos, así que lo tengo pendiente. Tal y como comentas, su Semana Santa debe ser espectacular, siempre lo he oído, aunque no la he visto porque yo en esos días salgo en las procesiones de Sevilla. Muy buena entrada Rafaela. Un fuerte abrazo y buen fin de semana. @Pepe_Lasala

    ResponderEliminar
  17. Ahora mismo si lees ésto es porque sintiéndolo mucho (no lo suelo hacer, de verdad), es que entro de cuclillas para dar a conocer un concurso por si te interesase. El motivo es porque me haría ilusión que llegase a un grado mínimo de personas, y claro, si me paro a leer a todo el mundo en éstos momentos pues no sé si a una gran mayoría le podría llegar mi propuesta.

    Propongo dar uso de una nueva palabra, ''Criptear'''... y os animo a que participéis a éste concurso literario que he compuesto.
    http://noa1000words.blogspot.com.es/2016/04/i-concurso-nueva-palabra-criptear.html


    ¡Espero que guste!

    Noa

    P.D: Si te llega a molestar un poco o algo mi mensaje, por favor házmelo saber. Lo comprenderé. Muchas gracias.

    ResponderEliminar
  18. Muy buenos días Rafaela.
    Paso a leerte con retraso, he estado ausente del 23 de marzo al 27 de abril, poco a poco voy llegando.
    Es un lugar que siempre tuve ganas de visitar, tal como nos la muestras así debe de ser mágica, bella y llena de arte.
    Un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  19. Hola Rafaela.
    Paso a saludarte, disfrutar de tus letras y darte un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  20. Me gusta esta entrada y su blog, me quedo aquí en su blog. Le invito a que pase y siga mi blog en donde pone (participar en este sitio): http://mibonitolugar.blogspot.com.es/ Espero su visita. Saludos

    ResponderEliminar
  21. Hola hermosa.
    Paso a desearte un buen fin de semana, saludarte y darte un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  22. Hola Rafaela, paso a saludarte y espero que estés bien. He estado unas semanas ausente, pero todo se acaba y de nuevo comienzo a disfrutar de vuestras publicaciones.

    Besosss

    ResponderEliminar
  23. Acabo de regresar de unas vacaciones y paso a leerte.preciosa Cuenca y yo sin conocerla.Besicos

    ResponderEliminar
  24. De nuevo estoy aquí Rafaela, para leer tu magnifica entrada de Cuenca, la cual tengo el placer de haberla visitado en dos ocasiones y la verdad es que vine maravillada y con ganas de volver de nuevo.

    Un beso.

    ResponderEliminar